Búsqueda personalizada

Ponga un alimento en su cabello


El aceite de coco es un alimento con excepcionales propiedades; pero hoy me voy a centrar en sus beneficios para el cabello, que lo convierten en una auténtica joya de la naturaleza.

¡Una melena de locura!
Siguiendo los consejos que le voy a dar a continuación no sólo podrá conseguir un cabello espectacular, sino que también estará ahorrándose una fortuna en productos de belleza.
Así es; se dará cuenta de que ni siquiera a quienes pueden permitírselo les compensa gastarse un dineral ni en productos de belleza ni en tratamientos súper caros en los salones de belleza.
Eso se lo dejamos a quienes les sobra el dinero y no han descubierto aún todo el potencial que tienen para la salud (y la belleza, como ve) los alimentos y los productos naturales.

El secreto de los maharajás.
¿Se ha dado cuenta de que la mayoría de las mujeres indias tienen una melena suave, sedosa y tan abundante que al soltarla les llega hasta por debajo de la espalda?
No todas ellas están casadas con maharajás, pero conocen bien su secreto.
Desde hace miles de años, las mujeres de India son expertas en embadurnarse el pelo con aceite de coco virgen.
Los últimos estudios científicos han descubierto el secreto que se esconde tras este producto milagroso.

El aceite de coco virgen es el único que penetra en el tallo del pelo.
La particularidad del aceite de coco es que está compuesto, en un 50%, por un ácido graso raro: el ácido láurico.
El ácido láurico tiene gran afinidad con las proteínas del cabello, lo que proporciona suavidad a la vez que resistencia. Además, al tener un peso molecular ligero y una estructura en cadena recta, el ácido láurico es capaz de penetrar en el interior del cabello. (1)

Los aceites que se suelen utilizar en la elaboración de productos de cuidado personal y que los fabricantes de cosméticos acaban vendiendo a precios desorbitados no poseen esta capacidad, sino que sólo aportan suavidad y brillo al cabello inmediatamente después de utilizarlos, porque únicamente actúan en el exterior. Y como no penetran en la fibra, no tienen verdadero efecto, por lo que en el siguiente lavado se debe repetir la jugada añadiendo aún más producto para conseguir el mismo efecto. Además, a la larga el cabello reacciona mal a este tipo de tratamientos que le asfixian.

Lo que buscan algunos fabricantes es que usted tenga que dejarse el dinero comprándoles más y más productos.

Los cabellos porosos o decolorados son los que más se benefician.
La capacidad del aceite de coco de penetrar en la fibra del cabello para suavizarlo al mismo tiempo que reforzarlo beneficia en particular a las personas que tienen el cabello poroso y a las que se han realizado un tratamiento químico de decoloración.

Modo de empleo.
En 2008, un vídeo casero de YouTube en el que se enseñaba una nueva forma de utilizar el aceite de coco en el pelo fue todo un éxito que a día de hoy ha llegado hasta millones de hogares en todo el mundo. (2)
Se trata de un tratamiento de cuidado especial del cabello a base de aceite de coco virgen, crema de coco concentrada y yogur natural, con efectos espectaculares en cuanto a suavidad en el pelo. Es un tratamiento muy rico en ácidos grasos y proteínas de fibras de coco, y se ha hecho muy popular entre la población negra, cuyo cabello, por su especial porosidad, se beneficia particularmente de este tipo de cuidados.

Por otro lado, es necesario saber que el aceite de coco virgen puede utilizarse antes o después de aplicar el champú, aunque su eficacia es mayor si se utiliza antes. Efectivamente; aplicarlo en el cabello justo antes de lavarlo impide que el agua penetre en la fibra capilar, lo que evita que se levanten las escamas de la capa externa de protección (llamada cutícula) y lo conviertan en un cabello frágil y quebradizo.

Además, si se aplica en el prelavado, una pequeña cantidad de aceite de coco es capaz de penetrar más profundamente en el tallo durante el lavado, cuando la fibra capilar se infla ligeramente. Eso podría explicar por qué este aceite evita que el cabello se encrespe con la humedad.

Excelente también para la piel.
El aceite de coco también se puede aplicar en la piel. Desde hace décadas se viene usando en los masajes terapéuticos para relajar los músculos. Además, protege la piel del envejecimiento gracias a sus efectos antirradicales libres.
Al ser absorbido por la piel y los tejidos conjuntivos contribuye a hacer desaparecer las microfisuras y pequeñas arrugas. También posee un efecto exfoliante que elimina las células muertas de la piel, proporcionándole un aspecto más liso y joven.

Recordatorio sobre el cuidado de la piel:
uno de los principios básicos que debe tener en cuenta es que un porcentaje de todo lo que aplique sobre su piel penetrará en el organismo e irá a parar a la sangre. Por eso muchos medicamentes se pueden administrar en forma de pomada. Esto significa que también debe vigilar, con el mismo cuidado, lo que se aplica en la piel. Evite todos los productos que contengan moléculas químicas tóxicas. Elija por tanto, en la medida de lo posible, aceite de coco virgen orgánico.

¿Tiene usted algún truco para cuidar el cabello o la piel? Le invito a compartirlo con todos los lectores de Tener S@lud a través de este enlace.

¡A su salud!
Juan-M Dupuis

******************************
Fuentes
Rele AS, Mohile RB, Effect of mineral oil, sunflower oil, and coconut oil on prevention of hair damage, Journal Cosmetology Science, mar-abr 2003; 54(2):175-92.
http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=PQD5vt5-3AI

Leer más...

El milagro de aloe vera:

 
Una medicina natural para el cáncer, el colesterol, la diabetes, la inflamación, el SII, y otras condiciones de salud ... debe compartir

• detiene el crecimiento de los tumores de cáncer.
• Reduce el colesterol alto.
• Las reparaciones "sangre lodos" y reveses "sangre pegajosa".
• Aumenta la oxigenación de la sangre.
• Alivia la inflamación y alivia el dolor de artritis.
• Protege el cuerpo contra el estrés oxidativo.
• Previene los cálculos renales y protege al cuerpo de oxalatos en el café y el té.
• alcaliniza el cuerpo, ayudando a equilibrar los hábitos alimentarios excesivamente ácidos.
• Cura las úlceras, IBS, enfermedad de Crohn y otros trastornos digestivos.
• Reduce la alta presión natural arterial, mediante el tratamiento de la causa, no sólo los síntomas.
• Nutre el cuerpo con minerales, vitaminas, enzimas y gliconutrientes.
• Acelera la curación de quemaduras físicas y quemaduras de radiación.
• Sustituye a docenas de productos de primeros auxilios, que hace vendas y aerosoles antibacteriales obsoletos.
• El cáncer de colon detiene, cura los intestinos y lubrica el tracto digestivo.
• Finaliza el estreñimiento.
• Estabiliza el azúcar en la sangre y reduce los triglicéridos en los diabéticos.
• Previene y trata las infecciones por cándida.
• Protege los riñones de la enfermedad.
• Funciona como propia "bebida deportiva" de la naturaleza para mantener el equilibrio de electrolitos, lo que las bebidas deportivas comunes obsoleto.
• Aumenta el rendimiento cardiovascular y la resistencia física.
• Acelera la recuperación de una lesión o esfuerzo físico.
• Hidrata la piel, acelera la reparación de la piel.
**Visita: http://danielanibalgalatroescritor.blogspot.com.ar http://salasdevideoconferenciasolgaydaniel.blogspot.com.ar/
Leer más...

Hummus (Receta auténtica)


Hummus-receta


El hummus es una de las recetas más populares del Medio Oriente. Se sirve con pan de pita fresco o tostado, y se compone basicamente de puré de garbanzos y zumo de limón, se suele servir como aperitivo y/o acompañamiento. El Tahini es un ingrediente importante de la receta para elaborar el auténtico hummus y no puede ser sustituido por otro alimento similar, pero si puedes omitirlo.

El hummus es uno de los alimentos más antiguos y se remontan al antiguo Egipto. Sabemos que los garbanzos se utilizan con bastante frecuencia desde hace más de 7.000 años.
Ingredientes: (4 Personas)
Medio kilo de garbanzos (Dejar en remojo la noche anterior) ó un tarro de garbanzos cocidos
Zumo de 2 limones (o según gusto)
3 cucharadas de tahini
3 dientes de ajo, aplastado
1 cucharadita de sal
Aceite de oliva
Perejil fresco
Preparación:
Paso 1:

Cocer los garbanzos con sal durante 1 hora. Escurrir los garbanzos (Reservar una taza del agua de la cocción). Pasar los garbanzos por una batidora con el agua de la cocción hasta crear un pure homogéneo.
Paso 2:

Añadir el Tahini, los dientes de ajo pelados y machacados, añadir el zumo de limón y la cucharada de sal. Mezcle entre 3-5 minutos hasta que quede una consistencia suave.
Paso 3:

Colocar en un plato para servir, y crear un hueco en el centro del humus.
Paso 4:

Agregue una pequeña cantidad (1-2 cucharadas) de aceite de oliva virgen. Adorne con el perejil (opcional). Sirva inmediatamente con pan de pita fresco, cálido o tostado, o cubra y refrigere.
Variaciones

Para elaborar un hummus picante, añadir un pimiento rojo de Chile o guindilla o una pizca de pimienta de cayena o pimienta negra.

Otra opción para el hummus muy sabrosa es añadir encima carne picada rehogada con piñones fritos.
Hummus Almacenamiento

El Hummus se puede refrigerar hasta 3 días y se puede guardar en el congelador durante un máximo de tres meses. Añadir un poco de aceite si le queda un poco seco.
Fuente: http://recetasarabes.com


**Visita: http://danielanibalgalatroescritor.blogspot.com.ar http://salasdevideoconferenciasolgaydaniel.blogspot.com.ar/
Leer más...

Tarta de queso sin horno


Ingredientes

Para la base:
· 150 g de galletas maría o digestive
· 70 g de mantequilla

Para el relleno
· 200 ml de creme fraîche (nata fresca. Se puede usar normal si no la encuentras)
· 400 g de leche condensada (1 bote pequeño)
· 600 g queso crema (filadelfia o similar, mejor a temperatura ambiente)
· 1 paquete de preparado para flan (para preparar 4 raciones)

Para la cobertura:
· 300 g de fresas
· 1 hoja de gelatina (opcional, la de las fotos no lleva)
· zumo de medio limón
· 3 cucharadas de azúcar

Preparación:
Vamos a comenzar preparando la base de nuestra tarta de galleta. Para ello, trituramos las galletas con ayuda de un robot de cocina, o metiéndolas dentro de una bolsa y golpeándolas con un rodillo, hasta obtener un polvo de galleta fino. Derretimos la mantequilla y mezclamos con la galleta en polvo (debe quedar como arena mojada). Cubrimos la base de un molde desmontable de 20 a 24 cm con papel de hornear, distribuimos encima la masa de galleta, presionando bien, e introducimos en el congelador mientras preparamos el relleno de nuestra tarta de queso.
A continuación preparamos el relleno de crema de queso. Ponemos todos los ingredientes en un cazo al fuego (fuego lento), removemos con energía hasta que se haya disuelto el sobre de flan y no haya grumos, subimos el fuego y seguimos removiendo sin parar hasta que hierva (puede tardar unos 10 minutos). Retiramos del fuego, y vertemos la crema de queso sobre la base de galleta que teníamos preparada. Llevamos a frigorífico al menos un par de horas, mejor de un día para otro
Por último, vamos a preparar la salsa de fresas. Hidratamos la hoja de gelatina en un vaso de agua fría durante 5 minutos, y en un cazo aparte, calentamos las fresas lavadas con el zumo de limón y el azúcar, y removemos constantemente, triturando al mismo tiempo las frambuesas. Cuando la salsa de fresa esté bien caliente, y triturada a nuestro gusto, incorporamos la gelatina bien escurrida a esta mezcla, removiendo hasta que se disuelva totalmente. Distribuimos la salsa de frambuesa sobre la tarta y se metemos de nuevo en la nevera hasta que vayamos a consumirla. (si no vamos a usar gelatina, basta con triturar las fresas, el azúcar y el zumo de limón y verter por encima)

Enviada por Paco desde Madrid.
---
**Visita: http://danielanibalgalatroescritor.blogspot.com.ar http://salasdevideoconferenciasolgaydaniel.blogspot.com.ar/

Leer más...

Cómo crear un jardín de plantas aromáticas.Enviado por Silvia Ferreyra




El jardín de las plantas aromáticasLas plantas aromáticas y medicinales son especies resistentes y fuertes que a menudo sobreviven con ambos climas calurosos o en climas fríos, y casi no son atacados por plagas o enfermedades por hongos que pueden afectar a su desarrollo.Además de las propiedades culinarias y medicinales indiscutibles, estas plantas son a veces muy decorativas, hermosas a la vista, con flores coloridas y fragantes. Pero hay que elegir la zona del jardín que mejor se adapte a las necesidades de cada planta, y también debemos preparar el terreno con cuidado, en el que tenemos la intención de plantarlos. La siembra cuidadosamente elegida, ofrece todo el año color y textura, e incluso fragancia y una cierta protección en un día ventoso.

El lugar adecuado.
En la elección de la esquina del jardín dedicado al cultivo de plantas medicinales y aromáticas, hay que prestar especial atención para localizar el lugar menos expuesto a fuentes de contaminación (calles vecinas, tráfico intenso, etc.).
Entre las variables que son muy importantes para el cálculo de la elección del lugar, se encuentran:

1) Exposición al sol: algunas plantas son amantes de la luz, y para un desarrollo próspero, necesitan crecer en áreas expuestas a la luz solar durante varias horas al día, pero otras plantas vegetan bien sólo si crecen a la sombra u oscuridadcompleta.2) La exposición al viento: casi todas las plantas, incluso las más resistentes, debe ser protegidas de los vientos con gran cuidado. Por lo tanto, debemos identificar la posición más protegida, lo que garantizará a las plantas de una cierta protección contra el frío demasiado excesivo.3) Tipo de suelo: casi siempre es necesario elegir suelos con buen drenaje, a fin de evitar el agua estancada temida, causando problemas sin fin para las plantas y su cuidado. De hecho, el exceso de humedad, además de promover el desarrollo de enfermedades de hongos, afecta negativamente a la calidad de las plantas medicinales y aromáticas.Por lo tanto, se debería normalmente evitar suelos de arcilla donde hay una excesiva retención de agua con las consecuencias descritas anteriormente, también se debe tener cuidado para evitar suelo demasiado rico, de hecho, el desarrollo de la vegetación disminuirá la cantidad de activo y aromático compuestos presentes en la planta.En general, la mejor opción para este tipo de jardín es un suelo ligero y ligeramente alcalino, con orientación sur en zonas con climas más fríos, y bien protegido de corrientes de aire.


Esquema para la disposición de las plantas.



Plantas y tiempo balsámico

La recolección de las plantas aromáticas y medicinales para la conservación siempre se deben realizaren el momento balsámico de cada especie. El tiempo balsámico es el momento en que la presencia,en la planta, de los aceites esenciales y principios aromáticos está en su pico. Debe recordarse queestas características también dependen de la edad de la planta, en el carácter de las estaciones y enla hora de la cosecha.

Este es un esquema general para la colección de diferentes plantas aromáticas:
- Marzo: alcaparra, genciana
- Abril: caléndula, diente de león
- Mayo: levístico, acedera, manzanilla, perejil
- Junio: borraja, el estragón, la malva, milenrama, romero, ruda, salvia, tomillo
- Julio: el laurel, el ajenjo, albahaca, comino, artemisa, hisopo, lavanda, melisa, menta, orégano, mostaza
- Agosto: ajo, cebolla, cilantro, hinojo, el iris, el lúpulo, la mejorana, el pimiento rojo, sabroso, perejil,apio
-Septiembre: eneldo, angélica, caléndula, alcaparras, diente de león, rábano picante
-Octubre: genciana, enebro, malva, levístico
-Noviembre: laurel

Algunos ejemplos de diseño de jardines con estas plantas

Jardín perfumado: como crear un rincón con deliciosa fragancia de las flores, por lo que en verano se extiende por todas partes. Las especies utilizadas son de floración en verano, florecensimultáneamente y son predominantemente blancos. Las especies son todas plantas de bulbo, con la excepción de Nepeta, una planta perenne herbácea, azul-púrpura, posee además de un exquisito perfume de flores, una fragancia persistente de sus hojas. Todas las especies se cultivan en el suelo y no en macetas.

1) Hymenocallis X festalis (Jacinto de Sudáfrica)


2) Nepeta X fassen


3) Amaryllis belladonna (Azucena de marzo)


4) Acidanthera bicolor


5) Galtonia candicans


6) Cardiocrinum giganteum (Lirio)











Una cobertura para las abejas: La plantación de un seto de árboles para las abejas garantiza una producción continua de néctar y polen, de febrero a septiembre. Se requiere una gran producción depolen en el inicio de la temporada y una gran producción de néctar, de abril a julio.

1) Tilo
2) Falsa acacia
3) Cerezo
4) Avellano (Hazel)
5) Ciruelo de monte
6) Viburnum opalus (Sabuco rosa)
7) Rosa de monte
8) Alheña
9) Cerezo salvaje
10) Diente de león
11) Espirea blanca
12) Trébol
13) Ipomea (espanta lobos)
14) Lotus corniculatus (pie de gallo)
15) Malva





Un parterre de plantas aromáticas

1) Angelica archangelica (Angélica)
2) Laurus nobilis (Laurel)
3) Petroselinum hortense (Perejil rizado)
4) Ocymum basilicum (Albahaca)
5) Rosmarinus officinalis (Romero)
6) Symphytum officinalis (Consuelda)







Un parterre de plantas aromáticas 2


1) Lavanda spica (Lavanda)
2) Foeniculum vulgare (Hinojo)
3) Borrago officinalis (Borraja)
4) Salvia officinalis (Salvia)
5) Matricaria chamomilla (Manzanilla)
6) Petroselinum hortense (Perejil rizado)
7) Allium cepa (Cebolla cabezona)







Investigación y Traducción al español: equipo de Vida Lúcida www.unavidalucida.com.ar Toda la traducción al español con derechos reservados. 



**Visita: http://danielanibalgalatroescritor.blogspot.com.ar http://salasdevideoconferenciasolgaydaniel.blogspot.com.ar/
Leer más...

Entrecot con patatas fritas: una loca aventura - J M Dupuis


Tener S@lud"
La loca aventura de un entrecot con patatas fritas a través de su cuerpo
Enviado por Paco desde Madrid.

Estimado Lector:

Comer es lo mejor que podemos hacer por nuestra salud, es evidente. Es la mejor manera de aportar a nuestro cuerpo los nutrientes esenciales que necesita. Y ahora, más que hablarle de los beneficios del brécol, el aguacate o las nueces, emprendamos un viaje a lo largo de su aparato digestivo para que pueda comprender qué es lo que usted puede hacer para ayudar a su cuerpo a aprovechar mejor las cosas buenas que coma.

¿Qué es la digestión? 
Desde la boca hasta el ano, el tracto intestinal se asemeja a una cadena de desmontaje de ocho a nueve metros de largo. El alimento llega entero por un lado y los desechos inutilizables son expulsados por el otro. Por el camino, los nutrientes son extraídos del alimento y absorbidos por la sangre en función de las necesidades del cuerpo. Este proceso se denomina digestión (cuando la cadena funciona mal, lo llamamos... indigestión).

La finalidad de la digestión es disgregar los alimentos que se encuentran en su plato en partículas lo suficientemente pequeñas para que puedan pasar a través de las paredes de su intestino hasta su sangre. Para llevarlo a cabo, su cuerpo utiliza medios mecánicos y químicos. Comprendiendo cómo funciona su sistema digestivo, usted podrá sentirse mejor dentro de sus "tripas". Vamos a seguir el recorrido de un alimento –por ejemplo, un entrecot con patatas fritas– de arriba a abajo.

Los alimentos tardan de cinco a diez segundos en descender a lo largo del esófago y entrar en el estómago, donde se quedan entre dos y seis horas para ser parcialmente digeridos. La digestión final y la absorción de los nutrientes se producen en el intestino delgado y duran de cinco a seis horas. Entre 12 y 24 horas después todos los residuos de la digestión pasan a través del intestino grueso y las materias fecales son expulsadas.


La digestión comienza... en su cerebro
Antes de comer, usted ya imagina lo bien que le va a saber. Sus ojos están más atentos a todo lo que tenga aspecto de comida. Su nariz le atraerá en dirección a una panadería que huela a pan recién hecho. Son etapas esenciales, ya que sus ojos y su nariz permiten a su cerebro y a su cuerpo prepararse para comer: el simple hecho de pensar en la comida produce la secreción de los jugos gástricos que va a necesitar.

Su boca empieza a salivar y su estómago se pone en marcha con el simple pensamiento de ese primer bocado de entrecot a la parrilla, tierno y jugoso, que va a entrar en contacto con su paladar.

¡Mastique bien!
Su madre tenía razón cuando le decía que masticase bien la comida. Cuando el trozo de entrecot entra en su boca comienza la primera etapa de la cadena de desmontaje. Sus dientes separan la carne en pequeños trozos, aumentando la superficie sobre la cual los productos químicos de la digestión –denominados enzimas– van a poder actuar y penetrar.

Masticar permite romper las fibras que ligan la comida y suprimir la envoltura protectora de los alimentos para permitir a sus enzimas acceder a las cosas buenas que se encuentran en el interior. La saliva, que ha empezado antes a fluir por la boca, envuelve los trocitos de entrecot y patatas fritas con la primera enzima digestiva, la amilasa salival.

La amilasa disgrega los glúcidos en pequeñas moléculas de azúcar. Separadas de sus compañeras, están listas ahora para, si es necesario, ser disgregadas en trozos todavía más pequeños para franquear la barrera intestinal y penetrar en la sangre.

La grasa comienza también a digerirse en su boca gracias a minúsculos chorros de una enzima que disuelve la grasa, denominada lipasa lingual. A medida que descendemos por el tubo digestivo, habrá observado que el nombre de las enzimas se forma combinando el sufijo "asa" con el nutriente sobre el que actúa, como lipasa para digerir los lípidos, proteinasa para disolver las proteínas y lactasa para disolver la lactosa (o azúcar de la leche).

La saliva lubrifica también la comida, permitiendo a su entrecot con patatas fritas deslizarse a lo largo de su esófago, el tubo que une la boca con el estómago. La saliva es la poción mágica de nuestro cuerpo. Además de ayudar a la digestión, se ha descubierto recientemente que contiene una sustancia denominada factor de crecimiento epidérmico, que regenera y cura los tejidos intestinales dañados o irritados. Ésta es quizá la razón por la que los animales se lamen las heridas. Alégrese: ¡su cuerpo fabrica automáticamente un litro de saliva al día!

Tomar bocados más pequeños, masticar bien la comida y tragar despacio son gestos que ayudan a preparar mejor el alimento para la siguiente etapa del viaje. Tragará menos aire (con lo cual tendrá menos gases) y estará más atento a las señales que le indican que su estómago está lleno. Y en definitiva, evitará provocar un atasco en su cadena de desmontaje. Su madre no sólo le decía que masticase bien la comida; sin duda también le decía que comiese más despacio. También tenía razón.

El esófago, un tubo curioso
El esófago es un curioso tubo de unos treinta centímetros que "empuja" los alimentos hacia el estómago. En su interior es muy liso y está recubierto de un líquido denominado moco o mucosidad, lo que permite a los alimentos deslizarse fácilmente.

Los alimentos que acabamos de tragar forman una bolita, que es empujada en el esófago gracias a los músculos presentes en su pared.

Estos músculos se asemejan a anillos que se contraen uno tras otro cada nueve segundos y van haciendo avanzar los alimentos. Funcionan con toda eficacia, incluso si comemos acostados… ¡e incluso aunque comiéramos boca abajo haciendo el pino!

¡Mezclad, mezclad!
Cuando entra en su estómago, la papilla formada en su boca se mezcla con todo lo que ya se encontraba ahí. El estómago es una especie de robot de cocina mezclador con efecto mecánico y químico. Es una bolsa formada por músculos entrecruzados y, cuando se contraen, los músculos mezclan el alimento en todas direcciones, como cuando se amasa pan. La mucosa del estómago segrega jugos gástricos, entre ellos:
ácido clorhídrico, que disuelve la comida.
una enzima llamada pepsina, que digiere y fragmenta las proteínas.
y una enzima llamada lipasa, que disuelve las grasas.

Al igual que las frutas y legumbres transformadas en puré en un robot de cocina, los alimentos se remueven y mezclan con jugos digestivos hasta parecer una sopa espesa. Este líquido se denomina "quimo".

Unos músculos circulares rodean su estómago por arriba y por abajo para impedir que los alimentos vuelvan a subir, pero también que bajen antes de haber pasado a estado líquido. A veces estos músculos pueden presentar disfunciones.

En los primeros años de vida, el músculo del extremo inferior, llamado píloro, puede estar demasiado apretado e impedir que el contenido del estómago se vacíe hacia abajo. Este problema se denomina estenosis del píloro y se traduce en vómitos de frecuencia y gravedad crecientes.

El músculo de la extremidad superior del estómago se denomina esfínter gastroesofágico (también llamado cardias), y puede relajarse en exceso. El resultado es que el contenido del estómago no permanece dentro durante la etapa de mezclado de los alimentos, lo que causa reflujos gastroesofágicos.

El ácido clorhídrico es lo bastante potente para disolver la carne y matar la mayoría de las bacterias nocivas que podrían encontrarse en los alimentos. Así pues, el estómago no se contenta con digerir, sino que también desinfecta. No obstante, no destruye todas las bacterias que ingerimos. Algunas de estas bacterias, que son capaces de sobrevivir a las duras condiciones que reinan en el estómago, pueden luego pasar al intestino, donde se instalan. Allí, a cambio de consumir toda la comida que deseen, desempeñan un papel importante para la salud y la digestión.

Para una buena digestión, la mucosa del estómago debe segregar sólo la cantidad justa de ácido en el momento adecuado. Si lo produce mientras el estómago está vacío (lo que puede ocurrir cuando uno está estresado), el ácido irrita la mucosa, provocando sensaciones desagradables. Además, en ausencia de alimento, el ácido puede penetrar en la parte superior del intestino, el duodeno, que es muy sensible. El ácido comienza incluso a digerir el duodeno, provocando úlceras. Sustancias como el alcohol o el café en un estómago vacío (además del estrés) pueden hacer que, literalmente, se coma a sí mismo por dentro. El exceso de ácido y el mal cierre del esfínter gastroesofágico pueden provocar reflujos desde el estómago al esófago, irritándolo, pudiendo llegar a producir incluso ulceraciones y hemorragias. El síntoma característico del reflujo es la acidez retroesternal (detrás del esternón), que provoca la sensación de acidez brusca en la boca e incluso vómitos, particularmente durante el sueño.

Trucos útiles que debe saber sobre la digestión
La boca y el estómago sirven principalmente para preparar los alimentos con el fin de que puedan absorberse en el intestino delgado. No obstante, determinadas sustancias como el alcohol, la cafeína y ciertos medicamentos (como la aspirina) pueden ser absorbidos directamente por la mucosa gástrica. Eso explica que uno se sienta alterado antes incluso de haberse acabado la copa o la taza de café. El consumo de estas sustancias con el estómago vacío aumenta la rapidez de su absorción.

Ruido de tripas. 
Cuando su estómago está vacío y está esperando comer comienza a contraerse, pero lo único que amasa es aire, lo que provoca ruido de tripas. Los eructos, el ruido de tripas y los vómitos son los "accidentes de trabajo" del aparato digestivo.

El reflejo del vómito sirve para proteger a los intestinos de sustancias indeseables. Simplemente devuelve la comida al sitio de donde ha venido. El cerebro pone en marcha los músculos del diafragma, del abdomen y del estómago, que se contraen brutalmente, obligando a vaciar el contenido del estómago por la parte superior. Por eso el hecho de vomitar produce sensación de alivio.

Comer la cantidad justa para digerir bien. 
La cantidad de comida que ingiera no debe superar el tamaño del estómago. Para hacerse una idea del tamaño de su estómago, abra la mano y luego apriete el pulgar contra los dedos juntos. Su estómago tiene el ancho de su palma y es dos veces más largo. La próxima vez que esté a punto de cometer un exceso, ponga la mano al lado del plato y compárelos. Haga la misma prueba con el pequeño puño de un bebé y verá por qué su pequeño estómago devuelve la comida con tanta facilidad.

Todas las partes del sistema digestivo se han diseñado para raciones de comida reducidas y frecuentes, más que para comilonas.

El paso
Ahora que su entrecot con patatas fritas ha sido masticado, mezclado y licuado, está listo para ser empujado por el estómago hacia el intestino delgado, donde tiene lugar la digestión propiamente dicha. Durante las cinco o seis horas que dura el proceso, penetra en el intestino delgado el contenido esencial de proteínas y glúcidos de la comida, pero las materias grasas se quedan aún un rato en el estómago, ya que el agua y el aceite no se mezclan. Por eso uno se siente saciado más tiempo después de una comida abundante en grasas que después de una rica en glúcidos y en proteínas.
Cuando el quimo (la "sopa" fabricada en su estómago) penetra en el intestino delgado, comienza la parte más importante de la digestión. La primera parte del intestino se denomina el duodeno (del latín "doce", ya que el duodeno de un adulto tiene doce dedos de longitud). Es en él donde se produce lo fundamental de la digestión.

Para que los alimentos sean asimilados por su cuerpo deben pasar a través de la mucosa intestinal. En este momento es cuando se producen los fenómenos más apasionantes.

En primer lugar, como la pared del intestino es muy delicada y no soporta la acidez del estómago, segrega antiácidos –bicarbonatos– para neutralizarla. Al desplazarse a lo largo de su intestino, los alimentos siguen recibiendo chorros de jugos digestivos que acaban de digerir las proteínas, con el fin de disgregarlas en trozos lo bastante pequeños para pasar a través de la pared del intestino hacia la sangre.

Desde allí la sangre podrá transportarlas hasta las diferentes partes del cuerpo para ser metabolizadas o asimiladas a su organismo.

Por su parte, las grasas, que ya estaban casi listas tras su paso por el estómago, en el momento en el que entran en el intestino delgado son rociadas por un chorro de bilis fabricada por la vesícula biliar y determinadas lipasas del páncreas. La bilis forma una emulsión con la grasa, a modo de jabón. Y, al igual que el jabón, la bilis no disuelve realmente la grasa, sino que la fracciona en pequeñas partículas que luego son disgregadas más fácilmente en trozos aún más pequeños por las lipasas del intestino para pasar a la sangre.

Las moléculas de ácidos grasos salen entonces del intestino por pequeñas puertas que les están reservadas. En lugar de pasar directamente a la sangre, como los glúcidos y las proteínas, son colocadas en una esclusa microscópica en células especiales de la mucosa intestinal. Allí, son metidas en pequeños sacos que salen a continuación por la puerta trasera y se cargan sobre pequeñas gabarras que están en la sangre denominadas lipoproteínas.

Estas pequeñas embarcaciones moleculares circulan por la sangre hasta que encuentran un muelle para desembarcar la grasa en una célula. Imagínese cada célula del cuerpo con millones de muelles de desembarque en su membrana. Si la célula no necesita más grasa, cierra los muelles para que la lipoproteína no pueda atracar y se vea obligada a seguir circulando por la sangre hasta encontrar un lugar donde desembarcar la grasa. Los dos sitios que reciben siempre la mayor cantidad de grasa son el hígado y las células grasas. Las barcas depositan entonces su exceso de grasa o bien alrededor de la cintura, las caderas o los muslos o en el hígado, donde es disuelto por la bilis y luego evacuado en el intestino como un desecho.

La ley de la oferta y la demanda
Las enzimas implicadas en la digestión trabajan según la ley de la oferta y la demanda. Si las glándulas de la mucosa intestinal y del páncreas segregan bastantes enzimas para descomponer y absorber toda la comida que llega, los intestinos se sienten bien. Pero si hay más comida que enzimas para procesarla, las puertas se cierran y los excedentes pasan a la parte baja del intestino, donde no son bienvenidos. Es la indigestión. ¿Cómo puede mantenerse un equilibrio entre la oferta y la demanda? Ya lo habrá adivinado: comiendo en cantidades razonables para dar a las enzimas una oportunidad de ganar el combate.

La pared interior de su intestino se asemeja a un tapiz de peluche, con millones de pequeños pliegues que aumentan la superficie de contacto con los alimentos y, por consiguiente, la absorción de los nutrientes.

Tan sólo tiene el grosor de una célula, lo que tiene sus ventajas y sus inconvenientes. La ventaja es que la mucosa es delgada, por lo que los nutrientes pasan fácilmente. Entran por la puerta delantera de la célula y salen por la puerta trasera. El inconveniente es que la mucosa es frágil y se irrita o infecta con mucha facilidad. Cuando esto ocurre los alimentos se absorben mal y se producen diarreas, dolores abdominales, gases y flatulencia.

Cuando las células están dañadas puede haber carencia de enzimas para digerir determinados alimentos, por ejemplo la lactosa (lo que es frecuente tras una infección intestinal). Por ello es mejor evitar los productos difíciles de digerir, como la leche, después de una infección intestinal. Las células del intestino pueden regenerarse y curarse, pero ello tarda varias semanas.

Agua y desechos
Cuando su entrecot con patatas fritas ha terminado su viaje de 7 metros y 10 horas hasta el final del intestino delgado, la mayor parte de los nutrientes han sido absorbidos. A partir de aquí comienza un recorrido de 1,70 metros a lo largo del intestino grueso, que está formado por el ciego, el colon y el recto. Es la calma después de la tempestad. Aquí el proceso de digestión es débil, pero eso no quiere decir que el colon permanezca pasivo. Desempeña un papel activo y determinante para su salud, hasta tal punto que puede afirmarse que su cuerpo tiene tan buena salud como la tenga su colon.

La primera función vital del colon es regular la hidratación del cuerpo. El colon absorbe el agua de los alimentos y la aporta a su organismo sediento. Si no hay bastante agua en la comida que ha ingerido, el colon hace pasar agua de su cuerpo a las heces para evitar el estreñimiento. Un buen equilibrio hídrico en el colon produce heces sanas. De hecho, uno de los principales cambios que observa una persona tras haber restablecido un equilibrio alimentario capaz de mantenerle con buena salud es tener deposiciones menos abundantes, ligeras (pero sin diarrea) y varias veces al día, en vez del modelo común de una enorme deposición una vez al día o cada dos días.

Microbios en las entrañas
En los intestinos, sobre todo en el intestino grueso, viven millones de bacterias. Se denominan la flora intestinal, ya que son como la vida vegetal del intestino, y contribuyen a mantener la buena salud del colon –y de todo el cuerpo-. Estas bacterias intestinales son conocidas también con el nombre de probióticos, porque favorecen la vida.

Las dos categorías principales de bacterias sanas presentes en el colon son los lactobacilos y las bifidobacterias. Viven en simbiosis en el colon, es decir, manteniendo una relación de intercambio equilibrado. A cambio de un entorno cálido en el que vivir, aportan a nuestro cuerpo montones de cosas buenas. Mantienen a raya a las bacterias nocivas, hacen fermentar las fibras solubles presentes en los alimentos, producen ácidos grasos de cadena corta (AGCC) que alimentan a las células del intestino grueso, estimulan las curaciones y reducen el desarrollo del cáncer de intestino. Los AGCC son asimismo absorbidos por los intestinos y viajan hasta el hígado, donde disminuyen la producción de colesterol. Si tiene usted problemas digestivos recurrentes, puede intentar tratarlos tomando complementos alimenticios con lactobacilos y bifidus, disponibles en múltiples establecimientos.

Cuando las bacterias normales que viven en su colon "comen" ciertos alimentos (como los polisacáridos de las judías), producen gas al hacer su propia digestión. Los alimentos que prefieren son los polisacáridos de los alimentos feculentos, como las judías, las coles de Bruselas, las ciruelas pasas y prácticamente todos los tipos de cereales, salvo el arroz (...que parece ser la categoría de almidón mejor adaptada a la "vida en sociedad"). La galactosa de la leche y la pectina son también alimentos muy apreciados por las bacterias. No obstante, la cantidad real de gas que producen varía mucho de una persona a otra. Y generalmente, el volumen de alimento absorbido es más importante que el tipo de alimento.

Final
Las contracciones del colon desplazan los desechos (denominados heces) en los últimos centímetros del intestino, denominado recto, donde son eliminados. Su sola presencia provoca un reflejo de expulsión muy eficaz, siempre que la persona no haga algo que dé al traste con todo. Tomar poca fibra, beber poco líquido, comer demasiadas grasas (los lípidos ralentizan el tránsito intestinal) o simplemente ignorar las llamadas a evacuar, puede acabar por detener el reflejo. (Los niños y niñas de entre cinco y diez años, en especial los niños, tienen tendencia a ignorar estas llamadas).

Nutra sus intestinos correctamente, escuche sus llamadas y ellos le servirán magníficamente.
¡A su salud!
Juan-M. Dupuis
---
**Visite:
http://danielanibalgalatroescritor.blogspot.com.ar http://salasdevideoconferenciasolgaydaniel.blogspot.com.ar/

Leer más...

Variedades de Café - nota creada por Carlos A Prieto V


Las especies del café más importantes comercialmente en el mundo son Arábica y Robusta o Canephora.

Ambas fueron halladas originalmente salvajes en regiones africanas.

El 70% del café que se consume en el mundo pertenece a la especie Coffea Arábica y se cultiva particularmente en América y en algunas regiones de África y Asia, en zonas altas.
El 30% restante del consumo está representado por la Coffea Canephora o café robusta, la cual por sus condiciones especiales es sembrada en África y se cultiva en zonas bajas.


ASIA OCEANÍA
India: café por lo general de color muy oscuro, con recuerdos de nuez moscada y especias picantes.
Java: de mucha fortaleza, sabor achocolatado y aroma penetrante de especias.
Sumatra: café con mucho cuerpo, baja acidez y aroma herbal.
Papua Nueva Guinea: mezcla de ácidez y de un ligero gusto dulzón.

AMÉRICA Y ZONAS DEL PACÍFICO
Brasil: café que perdura en la boca, suave y de baja acidez.
Colombia: buen cuerpo, suave, afrutado, con cierta acidez que resulta agradable y de un aroma inconfundible.
Hawaii: gran cuerpo y muy aromático.
Jamaica: café muy suave y aromático con matices enriquecedores.
Guatemala: café de buena acidez y aroma destacado.

ÁFRICA Y ARABIA
Etiopía: intenso aroma, afrutado y bien equilibrado.
Kenia: café de bastante acidez y fuerte aroma.
Tanzania: con acidez y mucho cuerpo.
**
Visita: http://salasdevideoconferenciasolgaydaniel.blogspot.com.ar/

Leer más...

COMPLEJO CULTURAL GALATRO